- Sobre Peru - https://sobre-peru.com -

Lima, un recorrido por la capital peruana

La República del Perú tiene su capital, Lima, sobre la costa del océano Pacífico. Su encantadora arquitectura colonial, sus arraigadas tradiciones y su espíritu de gran ciudad latinoamericana la convierten en un destino verdaderamente inolvidable para los amantes del turismo cultural.

Sus orígenes modernos se remontan a 1535, cuando tuvo lugar la fundación de la ciudad a manos de los colonos españoles, quienes la bautizaron como Ciudad de los Reyes. Sin embargo, con los años se impuso su nombre original: la región sobre la que fue fundada era conocida por los habitantes indígenas como “Limaq”, y tan antigua tradición prevaleció finalmente.

Hoy en día, Lima es una de las ciudades más pobladas de la región, con una importante oferta de hoteles baratos y de servicios hosteleros para todos los que están deseando conocerla.

Su territorio metropolitano, que abarca la provincia de Lima y parte de la provincia del Callao, cuenta con un puerto marítimo y un aeropuerto internacional (Jorge Chávez). La metrópoli se extiende sobre los valles de los ríos Chillón, Lurín y Rímac, y limita con el desierto costero del Perú, también conocido como Desierto de Sechura.

Qué ver en Lima

Lima cuenta con numerosas atracciones para visitar. Mencionaremos brevemente las más destacadas para conocer los sitios de visita obligada en la ciudad.

El Centro Histórico de Lima. El casco antiguo de la ciudad será inevitablemente parte del paseo por la capital peruana. No solo es un importante destino de Lima, sino que es una de las principales atracciones turísticas de todo el país. En 1991, la Unesco declaró a este lugar Patrimonio de la Humanidad, contando en su interior un total de 608 monumentos históricos edificados durante la colonia española.

Entre ellos, destacan la Casona de San Marcos y el Parque Universitario; sus tres plazas: San Martín, Mayor e Italia; el Tribunal de la Santa Inquisición; la Quinta de Presa, los Conventos de San Francisco y de Santo Domingo; y el Palacio de Torre Tagle. Cada uno de estos sitios destaca por su valor histórico y por su riqueza arquitectónica y paisajística, detentando los estilos más utilizados en la época de su construcción.

Mención aparte merece la Catedral de Lima, de estilo renacentista y de grandes dimensiones. Tanto su exterior como su interior son un despliegue de opulencia, y cada una de sus capillas interiores es digna de ser admirada durante, cuando menos unos minutos.

Lima también cuenta con una vasta oferta museística. Entre sus principales instituciones figuran el Museo Arqueológico Rafael Larco Herrera, el Museo Nacional de la Cultura Peruana, la Sala Museo Oro del Perú, el Museo de Historia Natural, el Museo Nacional de Arqueología, Antropología e Historia del Perú y, en el aspecto artístico, destacan el Museo de Arte de Lima y el Museo de Arte Italiano.

Los amantes de la naturaleza no pueden dejar de visitar el Parque de las Leyendas y el Parque Ecológico Huachipa, ambos parques zoológicos que reflejan la admirable diversidad de fauna que habita en todo el territorio del Perú.

Para los momentos de ocio y descanso, el centro comercial de entretenimiento Larcomar es uno de los sitios ideales. Se sitúa sobre acantilados con vistas fascinantes al mar, en el famoso distrito de Miraflores.

Asimismo, Lima dispone de bares, discotecas, restaurantes, clubes y una vasta oferta de entretenimiento tanto diurno como nocturno, para aprovechar al máximo el viaje a la capital peruana.