Bienvenido a Andahuaylas

andahuaylas

El color del cielo le dio nombre a Andahuaylas, esta bella ciudad del departamento de Apurimac al Sur de Perú.

Al llegar se sentirá como transportado en el tiempo porque aún conserva las callejuelas serranas con casas de tejas rojizas y techos a dos aguas, le agradará hospedarse aquí y conocer su gastronomía, relajar la vista y el alma en sus paisajes o fortalecer el espíritu haciendo trekking.

Siempre el recorrido por las ciudades peruanas empieza en la Plaza de Armas, en Andahuaylas se destaca por su pileta construida con una sola piedra que fue remodelada haciéndola más moderna con estatuas de animales que fueron tallados sobre la piedra y por la Catedral de San Pedro de la época colonial.

Para completar el recorrido por la ciudad, pruebe cruzar el Puente Colonial El Chumbao, que comunica con el aeropuerto de Huancabamba.

Luego podremos decidir si comenzamos a recorrer los alrededores atraídos por la naturaleza, las aguas minerales o los yacimientos arqueológicos. De cualquier forma, las distancias no son largas por lo que durante los días de estancia podremos disfrutarlos todos.

Si nos alejamos 110 kilómetros al noroeste encontraremos el Santuario de Cocharcas, que se encuentra a más de 3.000 msnm. Fue construido por los jesuitas entre los años 1598 y 1623, se lo ve flanqueado por dos torres, es de estilo barroco con finos trabajos de labrado sobre las piedras.

Al entrar podrá ver interesantes lienzos de la época colonial realizados por pintores cusqueños y españoles. Seguramente le llamará la atención el retablo mayor de 10 metros de altura tallado en cedro decorado con oro.

Al norte del santuario se ve la casa rural, de fachada compuesta por 9 arcos de medio punto que esconde en su interior un pintoresco patio colonial.

Si no quiere alejarse tanto el primer día, puede llegar hasta las aguas minerales de Hualalachi que se encuentra a 20 minutos del centro de la ciudad. Estas aguas tienen propiedades diuréticas y otorgan bienestar general al cuerpo. Su composición muestra alto contenido de minerales ferrosos y sódicos que sirven tanto para relajar los músculos como para los problemas gastrointestinales.

Renovados, entonces, podremos continuar con nuestra visita a la ciudad.

Foto Vía: Wiki Commons

Imprimir

Categorias: Apurímac



Deja tu comentario