Cómo hacer papa a la huancaína

papa_a_la_huancaina

La Papa a la huancaína es una comida típica peruana, que básicamente consiste en un plato de patatas cortadas en rodajas con una salsa picante de queso que se suele servir fría. Por lo general es utilizada como primer plato o principal. Puede ser acompañada por aceitunas negras, lechuga o huevos duros, dependiendo del gusto de cada una.

Otra opción es hacer una base de patatas amarillas o blancas. Si prefieres una salsa más picante, puedes agregar a la preparación un extra de ají amarillo.

Sin más preámbulos, aquí va la receta para servir aproximadamente de unas 4 a 6 porciones grandes.

Ingredientes:

5 a 8 papas blancas, de tamaño chico a mediano .
Salsa Huancaína (más adelante explicaremos como prepararla)
Hojas de lechuga
2 huevos duros
8 aceitunas grandes negras

Preparación:

En una olla grande de agua salada calienta el agua, para luego añadir las patatas. Deja hervir por un buen rato, hasta notar que las patatas estén suaves. Pincha con un tenedor para asegurarte. Una vez hecho esto, sácalas del agua y deja enfriar.
Córtalas en rodajas y colócalas sobre un colchón de hojas de lechuga. Pon la salsa huancaína sobre las papas. Puedes adornar rodajas de huevo duro, aceitunas negras y una pizca de oliva.

Salsa huancaína

Ahora bien, tal vez no sepas qué es la salsa huancaína. Básicamente está hecha con ají pimiento amarillo, con un sabor muy versátil que combina con muchos sabores. Puedes prepararlo a tu gusto con más o menos ajíes. Esta salsa es ideal para acompañar patatas, verduras crudas y carnes rojas.
Para su preparación necesitarás aceite vegetal, cebolla picada, ají amarillo, dientes de ajo, queso blanco, leche evaporara y sal y pimienta a gusto.

Es muy sencilla de hacer, y su preparación no lleva más de 15 minutos. Deberás freír la cebolla, el ajo y las pimientas en aceite unos pocos minutos, para luego dejar enfriar. Luego mezcla con la leche evaporada y los demás ingredientes. Puedes utilizar un procesador o licuadora. La salsa deberá quedar espesa. Si la necesitas un tanto más suave, puedes ir agregando leche hasta conseguir la consistencia adecuada.
Una vez hecho esto, deja reposar por unos minutos, para luego condimentar con sal y pimienta a gusto

En los últimos tiempos los restaurantes han optado utilizarla como salsa para ravioles y otras pastas. Con la creciente tendencia de la gastronomía peruana, las combinaciones son casi infinitas.

Foto Vía: Carbonell

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Gastronomía



Comentarios (1)

  1. Grace dice:

    Buenisimo, me gusta mucho leer recetas típicas de Perú, desde que viajamos a conocer ese país, he quedado encantada, entre tantas cosas más, de la cocina, e intento repetir alguna de las recetas, que por supuesto no llegan nunca a alcanzar ese aroma y sabor.

Deja tu comentario